0
0
jeventpage
0
s2smodern

Junto a la carretera N-240, que une Barbastro con Huesca, se encuentra la localidad de Peraltilla, punto de inicio de una ruta peculiar y sorprendente en la que se recorre el barranco de La Clamor. En el entorno de Peraltilla comenzaremos a ver los primeros bloques de arenisca, rodeados de encinares y campos de cultivo. Junto a su iglesia parroquial se encuentran los restos del castillo medieval del siglo XII, asentado sobre una piedra que dio nombre a la población, y que ya en el siglo IX estuvo ocupada por los musulmanes.

Siguiendo la carretera A-1231, y a tan sólo 700 m de Peraltilla, puede verse a la derecha la misteriosa Piedra de Santa Lucía, en la que destaca una oquedad en el centro de la roca y pequeñas escaleras excavadas.

La siguiente localidad a visitar es Azara, en la que además de disfrutar de un agradable paseo por sus calles, merece la pena ascender a la Peña de Santa Margarita, donde todavía se conservan los restos de una fortificación; desde ella puede admirarse un bello panorama del pueblo y su entorno.

La ruta nos invita a seguir remontando el barranco de La Clamor, mientras se continua admirando la extraña sucesión de las grandes rocas alineadas y ligeramente inclinadas.

Al avistar el pueblo de Azlor vuelve a llamarnos la atención una gran piedra, sobre la que se asienta el campanario exento de la iglesia y en la que perduran las huellas de su viejo castillo. Tras recorrer sus calles con bellas fachadas blasonadas, puede tomarse el camino que, pasando junto al cementerio, conduce a la sorprendente Fuente de Labanera; este pequeño recorrido de 900 m puede realizarse en coche, encontrándose el punto de inicio en un cruce de calles situado en el sector norte de la localidad y que está presidido por una imagen de la Virgen del Pilar.

De regreso a la carretera proseguiremos la ruta hacia Abiego. A 1,5 km de Azlor y a la derecha, se encuentra el inicio de un camino que conduce al pequeño Pantano de los Moros, en el que se recogen las aguas del barranco de La Clamor. Tras un breve paseo de 5 minutos desde la cadena metálica, se llega a este lugar inesperado y desconocido.

De nuevo en el coche, recorreremos 500 metros para llegar a la intersección de la carretera con la cabañera que atraviesa el Somontano. En este punto nos desviaremos a la izquierda, tomando la pista de tierra que conduce al enigmático Monumento al Siglo XX, obra contemporánea del escultor Ulrich Rückiem. Desde este lugar puede contemplarse un bello y amplio panorama de la Sierra de Guara, los somontanos y del pueblo de Abiego, en el que realizaremos la siguiente de las paradas.

Abiego también posee diversos elementos de gran interés que merecen ser visitados, tanto en su casco urbano como es sus inmediaciones. Sin embargo, existe una roca muy especial, única en el Somontano de Barbastro, en la que se conservan numerosas huellas fosilizadas de mamíferos que habitaron estas tierras hace 25 millones de años. Para acceder a este lugar, en tan sólo 5 minutos, debe tomarse un camino señalizado hacia la derecha, a la entrada del pueblo en dirección Adahuesca y junto a una pequeña área de descanso con bancos. Desde Abiego también puede realizarse un cómodo paseo hasta un puente medieval sobre el río Alcanadre.

A 3,4 km de Abiego volveremos a encontrar la cabañera; tomaremos este camino hacia la izquierda, ya que a tan sólo 200 metros veremos un amontonamiento de piedras en torno a una cruz de hierro, llamado Crucelós. En este lugar confluyen ancestrales ritos paganos con los cristianos, la historia con la leyenda... Para saber algo más acerca de estas viejas creencias debemos dirigirnos a Adahuesca y visitar el Centro de Interpretación de Leyendas y Tradicione. Pero esta localidad, cuna de las santas Nunila y Alodia, también destaca por conservar un rico patrimonio arquitectónico civil y religioso. En algunas de sus casas tradicionales sorprenden las bellas portadas de piedra, en cuyas dovelas se trazaron símbolos geométricos de enigmático significado. 

Sin abandonar Adahuesca, quienes estén interesados por el arte románico no debe dejar de visitar la ermita de Nuestra Señora de Treviño, a la que se accede por el mismo camino en el que se sitúa el pozo fuente.

También la localidad de Alberuela de Laliena situada a 3 km de Adahuesca y en dirección Bierge, cuenta con la interesante iglesia románica de San Nicolás de Bari.

 

 

 

FaLang translation system by Faboba
 
logo comarca pie
logo-ceder
logo-leader
logo feader
ga agricultura
 

Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural: Europa invierte en las zonas rurales.