El centro de la Comarca presenta un paisaje a la medida del hombre. El pequeño tamaño y la disposición de las parcelas, le confiere el aspecto de un mosaico heterogéneo de cultivos entre la vegetación natural de matorral y bosque. Los campos de olivos y almendros, las hileras de viñedos, los sembrados y los bosquetes de encina, convierten al paisaje un tapiz de gran calidad plástica, confeccionado a base de diferentes texturas y colores, cambiante al paso de las estaciones.

Las extensiones de viñedo en las riberas del Vero, en los alrededores de Salas Altas, Salas Bajas o Montesa ofrecen una extraordinaria riqueza cromática de increíble variedad al paso de las estaciones. A finales de invierno, el verde intenso del cereal contrasta con el plata de los olivos y el blanco brillante de los almendros en flor. Llegada la primavera reverdece la vid y con el otoño, las riberas y los viñedos, antes de perder sus hojas, estallan en rojos y dorados. 

¿Dónde disfrutar de los viñedos andando o en bici?

Senderismo:

BTTRuta de los Viñedos

 

  • Viñedos 2
  • Viñedos 3
  • Viñedos 4
  • Viñedos

 

BUF template in development mode. Please use Production for better load times. Close